La Enseñanza Resumen, Contenido: El Canal Introducción, Parte 1 Parte 2 Parte 3 Resumen, Capítulo 1 Capítulo 2 Capítulo 3 Capítulo 4 Capítulo 5 Capítulo 6 Capítulo 7 Capítulo 8 Capítulo 9 Capítulo 10 Apéndice, Parte 1 Parte 2 Parte 3 Parte 4 Parte 5 Conclusión


Nota de la Autora

Si este Resumen va a ser leído fuera del pequeño grupo de gente que ha visto desarrollarse la Enseñanza, hay una pregunta que se va a plantear de manera inevitable: ¿En qué autoridad se basa? La única respuesta posible está en el propio Resumen, especialmente en el capítulo noveno.

     Este Resumen es un intento de presentar de manera razonada las principales ideas de la Enseñanza, y la Enseñanza es el archivo escrito de mis rememoraciones, recopilado durante un período de casi veinte años. Estas rememoraciones son ideas, y respuestas a preguntas, que mi mente ha recibido de otra dimensión.

     Para mí la principal dificultad está en elegir las palabras. Hasta que empecé a escribir este Resumen, había hecho muchos tanteos al azar buscando el equivalente más próximo, sin prestar atención a otras posibles connotaciones. Ahora me estoy esforzando en encontrar palabras cuyo sentido corriente del diccionario esté lo más cerca posible del significado que necesito, utilizando para ello el Concise Oxford Dictionary, no por un prejuicio personal sino porque es el único diccionario que tengo.

     En un trabajo de este tipo uno se ve obstaculizado por las distintas sensaciones que las palabras pueden transmitir. La iglesia tiene su propio lenguaje; la ciencia tiene el suyo; un lego puede utilizar ambos con un significado bastante diferente de los significados religioso y científico. Tomemos como ejemplo los términos que yo he elegido: Mente Consciente, Mente Supraconsciente y Mente Eterna. La iglesia podría preferir Cuerpo, Alma y Espíritu. ¿Y la ciencia? ¿Qué nombre daría la ciencia a la Mente Eterna? ¿Personalidad continua? Ciertas palabras son ofensivas para unas personas y aceptables para otras.

     El Resumen no es una religión, pero quizá pudiera llegar a ser un disolvente en el que se podría unir a las religiones. Tampoco es una exposición científica. Hubiera querido que lo fuese, pero eso está más allá de mis conocimientos y de mis fuerzas. Para un hombre de ciencia situado ante esta experiencia, mi relato parecerá el resultado de los esfuerzos de una chiquilla. Sin embargo es exacto, hasta donde llega mi comprensión, y esto es lo mejor que les puedo ofrecer.

Kathleen Long, 1955


Biografía

Kathleen Long nació en Inglaterra el 5 de abril de 1890, la menor de tres hijas. Su padre era abogado, y su madre, una excelente pianista. Pasó los primeros doce años de su vida cerca de Guildford, donde desarrolló su amor por la música, los animales y la exploración del campo. En 1902 su padre se trasladó a Johannesburgo para establecerse profesionalmente allí. Kathleen se quedó en Inglaterra para terminar sus estudios, con esperanzas de ir a Oxford. Las circunstancias familiares lo impidieron, y a los dieciocho años entró a trabajar en el despacho de su padre.

     Mas tarde conoció a su futuro marido en África Oriental Portuguesa. Se casaron en enero de 1911, y tuvo dos hijas y un hijo. Su marido tuvo el cargo de Agente del Gobierno de la Unión Sudafricana y el de Cónsul Británico honorario, actuando a menudo como Cónsul General. Durante esta época Kathleen conoció a muchas personas de alto rango, y también conoció el maravilloso mundo del bosque africano, al que hizo muchas excursiones.

     En 1928 la familia se trasladó a Nueva Zelanda, donde se establecieron en una finca de dieciocho acres cerca de Nelson. Disfrutaron de la vida sencilla, aunque con trabajo físico duro y luchas financieras.

     Kathleen desarrolló interés por los temas psíquicos, y en 1932 se formó el primer grupo que conduciría más tarde a la transmisión de la Enseñanza. Su marido mostró poco interés en este aspecto de su vida. Se separaron en 1937, y Kathleen dedicó el resto de su vida al trabajo de investigación psíquica relativo a la continuidad de la personalidad antes del nacimiento y después de la muerte. El resultado de estos treinta años de trabajo, realizado dentro de cuatro grupos consecutivos, nunca ha sido publicado. En los últimos años de su vida escribió el Resumen de la Enseñanza, y su autobiografía. A pesar de vivir separados, Kathleen y su marido siguieron cuidando el uno del otro. Él le pagaba voluntariamente una pensión, y cuando él tuvo una enfermedad terminal, Kathleen cuidó amorosamente de él hasta su muerte. Kathleen murió en Nelson el 24 de octubre de 1962 a los setenta y dos años.


Fotografías


Kath a la edad de 22 años.

Kath con su familia en Sudáfrica.

Kath en una cacería en Sudáfrica.

Kath en su vejez en Nueva Zelandia.

La Enseñanza Resumen, Contenido: El Canal Introducción, Parte 1 Parte 2 Parte 3 Resumen, Capítulo 1 Capítulo 2 Capítulo 3 Capítulo 4 Capítulo 5 Capítulo 6 Capítulo 7 Capítulo 8 Capítulo 9 Capítulo 10 Apéndice, Parte 1 Parte 2 Parte 3 Parte 4 Parte 5 Conclusión


Introducci&oacu...

Resumen, Conten...