La Enseñanza Resumen, Contenido: El Canal Introducción, Parte 1 Parte 2 Parte 3 Resumen, Capítulo 1 Capítulo 2 Capítulo 3 Capítulo 4 Capítulo 5 Capítulo 6 Capítulo 7 Capítulo 8 Capítulo 9 Capítulo 10 Apéndice, Parte 1 Parte 2 Parte 3 Parte 4 Parte 5 Conclusión


Capítulo 9

El Tercer Reflejo

En el Primer Reflejo encontramos un estímulo mental, que fue el principio de la búsqueda que finalmente conducirá a la meta del Camino de la Verdad, que es el conocimiento de la Luz. Después el Segundo Reflejo mostró el Camino del Servicio, sin el cual no se puede adquirir este conocimiento. Seguramente, pues, el Tercer Reflejo estará conectado con el Camino de la Belleza.

     Hemos dicho que hay una línea de comunicación abierta para los artistas, distinta de la razón y de la fe, por medio de la que obtienen inspiración. Un conocimiento más profundo revelará que hay métodos de comunicación entre la tierra y el Mundo del Pensamiento mejores que ése, y que no están sólo al alcance de los artistas. Incluso ahora están disponibles para cualquiera que haya avanzado suficiente para utilizarlos. Este conocimiento, que se apoya en bases establecidas firmemente en la tierra por el Segundo Reflejo, revelará la importancia de la línea de comunicación doble que existe entre la tierra y el Mundo del Pensamiento; el pensamiento razonado que las Mentes Conscientes construyen en la tierra, y el pensamiento intuitivo que reciben del Mundo del Pensamiento. Por medio de esa línea de comunicación se encontrará la fuente del Camino de la Belleza.

     El concepto de la Luz, que tuvo un primer impulso hacia la Mente Consciente durante el período del Primer Reflejo, se ampliará y clarificará por estos medios, de una manera inmensa en comparación con la comprensión lograda hasta hoy. El Tercer Reflejo será un enlace que una el Primer y el Segundo Reflejo, desde la base establecida por la vida de la Mente Consciente de Azrael, hasta alcanzar la comprensión total de la Luz que las Mentes Conscientes empezaron a concebir durante el Primer Reflejo.

     En el Mundo del Pensamiento las Mentes Eternas Inspiradoras, bajo la Esfera de la Mente, pueden lograr un uso magistral del pensamiento razonado. Bajo la Esfera del Corazón, las Mentes Eternas Protectoras poseen la capacidad de lograr esta maestría en el uso del pensamiento intuitivo. Ambos son equivalentes como métodos de creación y de comunicación de ideas, y las Mentes Eternas Protectoras e Inspiradoras y sus Mentes Supraconscientes utilizan los dos. Representan sin embargo una división en el mundo del Pensamiento, que está relacionada con los Principios Masculino y Femenino, y que no será eliminada hasta que se consiga la unión en la Tercera Progresión.

     En la tierra hay la misma división en el pensamiento, y en la actualidad hay muchas ideas erróneas respecto de los dos métodos, que aún no están reconocidos como equivalentes e independientes. El pensamiento intuitivo no se basa en el razonamiento, ni es un pensamiento razonado de calidad inferior, sino una modalidad de pensamiento completamente distinta. Ambos, además de procesos de expresión, son líneas de comunicación con el Mundo del Pensamiento. El pensamiento razonado se basa en la Mente Consciente y el pensamiento intuitivo, en la Mente Supraconsciente. Ambos pueden ser usados tanto por los hombres como por las mujeres y, desde el primer concepto inicial, son intercambiables. Sin embargo en la tierra los hombres, al estar bajo la Esfera de la Mente, encuentran en el pensamiento razonado su forma de expresión natural, y las mujeres, al estar bajo la Esfera del Corazón, encuentran el pensamiento intuitivo más natural para ellas. Por esto mismo es de la mayor necesidad que unos y otras practiquen, en lugar de criticar, el método que no es el suyo propio. Los hombres deberían ejercitar la intuición y las mujeres el razonamiento, y así unos y otras adquirirían mentes adultas y equilibradas. Actualmente las mujeres tienden a impacientarse con la lentitud y el detalle que el pensamiento razonado requiere. De manera similar, el hombre medio tiene tendencia a considerar que el pensamiento intuitivo, al menos en lo que se refiere a esa etapa inicial que se presenta de manera natural en las mujeres, como una forma irreflexiva, chapucera y perezosa del pensamiento razonado.

     El ejemplo que sigue puede ayudar a explicar cómo se los usa en esta etapa inicial. Cuando un hombre le cuenta a una mujer alguna anécdota, ella no sigue el argumento como lo haría un hombre, escuchando la secuencia lógica ordenada de razones expresadas en palabras. Su intuición va por delante, anticipando el final del relato, a menudo antes de que él haya llegado a la mitad del camino. Hay tres posibles resultados de esta diferencia de métodos de pensar. Si la mujer es sensata, no se anticipará a la conclusión del relato, sino que comprobará su interpretación por medio del razonamiento de él. Si es impulsiva y aún no ha adquirido equilibrio, puede interrumpir con su conclusión antes del final del relato, lo que no será menos molesto porque la conclusión sea correcta. Si es necia, casi seguro que interrumpirá, probablemente con una conclusión errónea, porque el pensamiento intuitivo puede conducir a conclusiones equivocadas tan fácilmente como el pensamiento razonado. Ambos fallan a menudo, el primero a causa de malas interpretaciones, el segundo por hacer deducciones equivocadas. Con frecuencia lo que echa a perder a los dos es la inclinación de la Mente Consciente a racionalizar, esto es, a adaptar sus conclusiones a sus propios deseos o juicios.

     Un hombre familiarizado con mis escritos originales, cuyas críticas demostraron ser útiles mientras estaba escribiendo este Resumen, la primera vez que se enfrentó a la idea de que la intuición es una forma de pensamiento, dijo: "¿Es la intuición una forma de pensar? No lo tengo claro. Más bien siento que la intuición es una forma de evitar tener que pensar, pero a lo mejor es porque soy un hombre". Creo que esta es la reacción masculina normal ante la idea. Aún así, ese hombre considera que este Resumen es una exposición razonable de una Enseñanza que ha encontrado a la vez interesante y satisfactoria. Cuando acabé el capítulo sexto, le estaba explicando que había pensado que podría terminar el Resumen con dos capítulos más, y escribí: "Siento que es así, aunque es posible que cuando estén escritos, haya más temas que se habrán producido a sí mismos, y en ese caso no podré consultar con mi razón, porque la pobre tonta no sabe". En cuanto salieron esos dos capítulos, encontré que mucho de lo que había escrito estaba completamente fuera de su sitio. Una pequeña parte de aquello está contenida en este capítulo, aunque entonces el capítulo ocho estaba sin escribir. Aún más tarde descubrí la necesidad de ajustar en el capítulo séptimo la mayor parte de lo que escribí entonces.

     Hasta ahora, aparte de la anterior referencia al Resumen, nos hemos estado relacionando sólo con la etapa inicial del pensamiento intuitivo. Pero este mismo pensamiento intuitivo, cuando se origina en la Esfera de la Mente del Mundo del Pensamiento, puede volverse una facultad superior muy evolucionada, algo completamente distinto del don natural de las mujeres. Es una línea de comunicación vital desde el Mundo del Pensamiento hacia la Mente Consciente, aunque siempre funcione de forma intermitente. Es una aprehensión inmediata de la Mente sin necesidad de razonamiento que, aunque usa la misma línea de comunicación que el don natural de las mujeres, puede volverse una capacidad superior mucho más desarrollada. La diferencia entre uno y otra es comparable con la diferencia entre las matemáticas elementales y las matemáticas superiores, y esta facultad superior se puede desarrollar tanto por los hombres como por las mujeres. Si se libera al verbo 'imaginar' de sus connotaciones peyorativas modernas, como algo inferior a la razón, y se limita uno a la definición del diccionario como 'la facultad creativa de la mente', no se podría encontrar una etiqueta mejor para esta modalidad superior del pensamiento intuitivo. Así que, al menos en este trabajo, dejaremos que esta sea la definición.

     La característica más distintiva del pensamiento intuitivo es su velocidad, que parece escapar al control del tiempo. Esta falta de control produce la pérdida del lugar de los sucesos en la secuencia temporal. Viene en una serie de destellos que se pueden reordenar en una secuencia lógica, pero que no han sido recibidos en ese orden. Es raro que esta facultad superior de la imaginación se desarrolle más allá de la etapa inicial, hasta que la Mente Consciente ha pasado su Primer Capítulo Importante. Así una carencia de esta capacidad superior no apunta hacia una personalidad inferior, sino probablemente hacia un inicio posterior de los Capítulos Importantes. La forma más básica del pensamiento intuitivo superior está disponible para todas las Mentes Conscientes desde el principio de sus Libros, es la Voz de la Conciencia a la que ya nos hemos referido, y está relacionada con la rendición de cuentas que la Mente Consciente hace cada día durante el sueño. La Voz de la Conciencia puede ser objeto de racionalizaciones, pero es el primer uso que hace la Mente Consciente de su poder de imaginar, y de esta forma de contacto con el Mundo del Pensamiento.

     El pensamiento razonado y el intuitivo, como todo lo que está conectado con las Esferas de la Mente y el Corazón, deberían funcionar al unísono. Por muy cuidadosamente que un científico base sus cálculos en lo que considera hechos ciertos, no puede llegar a ninguna teoría ni descubrimiento nuevos sin usar esta facultad. Aunque la mayor parte de su trabajo tenga que realizarse con laboriosos razonamientos, y por medio de intentos y errores, no puede avanzar sin la visión intuitiva de su meta. Ésta tiene que verse seguida de una búsqueda hacia atrás, a lo largo del camino del razonamiento, que confirme o descarte la idea intuida. Sin embargo el uso de la imaginación es el que inspira el paso siguiente. Cuando ese paso es una ruptura total con las teorías sostenidas previamente, como el modelo atómico de Rutherford, el método intuitivo es fácil de reconocer. Es cierto que se puede hacer trabajo creativo sólo con razonamientos, pero tales creaciones se quedarán en el terreno de lo ya establecido. Para obtener una visión más profunda de la verdad, la mente del científico tiene que lanzarse hacia lo desconocido, y aunque pueda tener una esperanza razonable de que su nueva conclusión se apoye en hechos ciertos, para formularla tiene que usar la imaginación, es decir hacer contacto con la inspiración.

     Pero el progreso de la humanidad no descansa sólo en estos Reflejos del Plano de la Verdad. Los Caminos de la Belleza y el Servicio tienen su parte en el avance de la humanidad y, cuando a la marea le toca subir desde estos Caminos, este uso de la facultad de imaginar tiene que ponerse en juego. Un músico, o cualquier otro artista, tiene que conocer las reglas de la armonía o de la perspectiva para poder crear, y tiene que practicar continuamente la técnica de su arte para seguir siendo competente. Pero cuando crea es consciente de estar extrayendo una percepción de más allá de su Mente Consciente; él también hace contacto con la inspiración. También los que pertenecen al Camino del Servicio y saben cuánto trabajo duro y concentración se requieren para lograr sus propósitos, a veces son conscientes de momentos importantes o críticos en los que han tomado una decisión acertada gracias a una intuición repentina, y no por un proceso de razonamiento. Ellos también han hecho contacto con la inspiración.

     Ahora no estamos hablando de la forma básica de pensamiento que difiere entre hombres y mujeres, sino de la facultad superior del pensamiento intuitivo, que está disponible tanto para los hombres como para las mujeres. Es necesario recalcar que este poder creativo de la imaginación se usa muy poco en comparación con el uso generalizado del pensamiento razonado. Sin embargo es igualmente cierto que sin el pensamiento intuitivo, el pensamiento razonado se quedaría estático.

     La pureza de este contacto (posible para la Mente Consciente por medio de su Mente Supraconsciente) con la Esfera de la Mente del Mundo del Pensamiento, influirá en la calidad de su trabajo creativo. En un trabajo de verdadero genio, la Mente Consciente se pondrá en contacto con alguna Mente Eterna Inspiradora del Plano que se refleje en ese trabajo. Pero el uso de esta facultad superior no está restringido a los trabajos geniales; puede hacerse contacto en cualquier trabajo que la Mente Consciente emprenda de acuerdo con su Patrón, incluso en cosas tan sencillas como hacer un ramo de flores o preparar una comida. La armonía perfecta de la Mente Consciente con su Mente Supraconsciente es la que lo hace posible.

     Además de este uso específico tan importante del pensamiento intuitivo, por medio del cual una Mente Consciente puede sacar inspiración de su fuente, hay otro poder menos conocido, que también pertenece al pensamiento intuitivo, y que es susceptible de mucho desarrollo. Este es el uso del pensamiento intuitivo para el Arte de Rememorar, llamado así porque este Arte es el resultado de experiencias en el Mundo del Pensamiento, encontradas y recordadas por una Mente Consciente durante su vida terrestre. Aunque durante la vida terrestre la Mente Consciente pase gran parte de su existencia en el Mundo del Pensamiento, normalmente hay muy pocos o ningún recuerdo de esa parte de su existencia, a pesar de su efecto sobre los actos y el pensamiento de esa vida terrestre.

     Cierto grado de rememoración es, sin embargo, posible y debería cultivarse.

     Estas experiencias pueden referirse a las cosas del Mundo del Pensamiento, el conocimiento de los Planos y de sus formas de existencia. Un uso menos serio puede estar relacionado con la visión de los acontecimientos terrestres desde el Mundo del Pensamiento. Pueden ser sucesos que tienen lugar en el pasado, el presente o el futuro, aunque siempre presenta problemas de traducción conectarlos de manera correcta con el tiempo. Esta forma particular del Arte de Rememorar es la que usan los auténticos profetas y adivinos.

     Es importante recordar que el Arte de Rememorar es susceptible de abuso. Si se usa para obtener beneficios materiales del tipo que sea, o el que lo posee busca ventajas personales, se convierte en algo sometido a la Fuerza del Mal. La intrusión del deseo egoísta abre esa puerta, pues ésta es una de las condiciones asociadas a su uso. Uno puede escapar de estas interferencias o superarlas, pero la única forma de usar la rememoración sin interferencias, es usarla para conocer la verdad sobre el Mundo del Pensamiento. En una etapa de mi entrenamiento, la rememoración de estar con Sanchuniathon, mi Mente Eterna Protectora, se convirtió en un incentivo tan importante que hacía sombra al verdadero objetivo. Esto producía interferencias personales, y tuve que renunciar conscientemente a la rememoración de Sanchuniathon para librarme de esas interferencias.

     Cuando el uso de este Arte de Rememorar constituye el tema del Libro de una Mente Consciente, este uso será precedido por una Iniciación, en la vida o Capítulo en el que se va a usar. Todas las Iniciaciones son diferentes, cada una se adapta a la rememoración o conocimiento específico que esta Mente Consciente tiene que lograr en esa vida. Hay, sin embargo, una característica común a todas, la Mente Consciente tiene que ir hasta una determinada profundidad en el Exterior o la Oscuridad, y allí tiene que encontrarse con la 'Fuerza del Mal' y combatirla, si ha logrado comprenderla así, o combatirla con la forma de una personalidad, si es así como la concibe. Una Iniciación de este tipo establecerá los límites de su experiencia o rememoración en el Mundo del Pensamiento. La analogía que sigue explica el motivo de esta precaución.

     Hasta después del Primer Capítulo Importante, la Mente Consciente está protegida de cualquier Fuerza del Mal que esté más allá de sus fuerzas. Puede decirse que le han dado una octava para tocar, y nada por debajo de esa octava puede atacarla. Conforme el Libro continúa, y cuando se pasa el Primer Capítulo Importante, se le dan oportunidades de aprender las notas por encima de esa octava. Inmediatamente puede venir la tentación de tocar en la octava inferior. Así que a ningún individuo se le permite usar el Arte de Rememorar como parte de su tema, sin prepararlo con una Iniciación, que es una experiencia en el Mundo del Pensamiento. Ésta, si concluye con éxito, garantiza que el uso de esta facultad esté dentro de las posibilidades de esa Mente Consciente.

     Si la Iniciación fracasa, no se le dará rememoración en esa vida. Si tiene éxito a medias, el fracaso parcial restringirá el conocimiento que puede obtener. Si, por ejemplo, en mi Iniciación (ver capítulo diez) me hubiera dado la vuelta en la 'Proximidad de la Oscuridad', no hubiera podido obtener más conocimiento del que está contenido en los seis primeros capítulos, y no todo. De esta forma la Iniciación establece los límites del conocimiento que la Mente Consciente es capaz de alcanzar en el Mundo del Pensamiento.

     Hay tres medios por los que la Mente Consciente puede traer este conocimiento del Mundo del Pensamiento. El conocimiento se puede recordar en el momento de despertar, como si fuera un sueño. No es el propio sueño quien trae la rememoración; los sueños son causados por la transición del Aspecto del Presente al Aspecto del Pasado conforme la Mente Consciente despierta. Pero a veces algo de un sueño, a menudo un punto trivial, está conectado con la comunicación previa en el Mundo del Pensamiento. Si la Mente Consciente es capaz de captar este punto específico, puede encontrar el camino hacia el pensamiento precedente.

     También se puede alcanzar la rememoración por medio del estado de trance, cuando éste se induce como una separación del Aspecto del Pasado. La meditación y la música son buenas bases para este esfuerzo deliberado de la voluntad hacia la separación. La rememoración también puede venir en la vida ordinaria, si el individuo ha aprendido el arte de separarse de su Aspecto del Pasado. En tal caso puede venir en cualquier momento en el que las condiciones sean adecuadas (no se por qué, pero parece que a mí el contacto con el agua me induce la rememoración). Entonces la Mente Consciente somete al Aspecto del Pasado a un estado de inactividad tal que el Aspecto del Presente, que es el que trae la rememoración, puede dominar momentáneamente.

     He usado los tres medios:

La siguiente ilustración del uso de este Arte de Rememorar es, además, una explicación del método por el cual se han realizado estos escritos, pues los escritos originales de los que se ha extraído este Resumen se obtuvieron por rememoración. No tenía un plan preconcebido. En el caso de este Resumen, después del primer flujo de ideas, invertí en él una buena cantidad de pensamiento razonado, pues ya había rememorado una buena parte del material. Sin embargo, para la mayor parte de este capítulo y para muchas de sus conexiones tuve nuevas rememoraciones. Los escritos originales se extienden sobre un período de más de diecinueve años y cada escrito era completo en sí mismo. Vinieron junto con mi propio entrenamiento y desarrollo personales. Cada escrito contiene un trozo de conocimiento que fue de interés. Pronto fue evidente que algunos de esos trozos encajaban y con el tiempo se hizo visible que, como las piezas de un rompecabezas, iban formando lo que podía convertirse en una imagen completa. Incluso después de que esto fuese visible, los escritos no estaban en la mejor secuencia. Se me dieron precisamente de esa manera, entretejidos con mi vida diaria y sin ser consecutivos, siempre de manera intermitente.

     Este Resumen es un intento de formar la imagen completa ensamblando esas piezas. Desde que lo comencé me pareció que la manera de escribirlo tenía que ser la misma. No se trataba, como había pensado, de estudiar primero los escritos originales y luego hacer un resumen por medio del pensamiento razonado, sino que tenía que escribirlo por medio del pensamiento intuitivo. Tuve que poner por escrito el flujo de ideas tal como venía, escribiendo todo lo rápido que puedo, de hecho con unos garabatos casi ilegibles. Así fue raro continuar más allá de un par de párrafos. En las paradas lo copié para asegurarme de que al menos fuese legible, y detrás tenía que venir un esfuerzo por encontrar las palabras más adecuadas, porque en el destello original era mejor aceptar cualquier palabra o repetición de palabras que interrumpir el flujo de ideas. Después, normalmente, vienen algunas adaptaciones. Sigo hasta que salen una o dos páginas muy corregidas, y lo dejo ahí. Al día siguiente vuelvo a leer este borrador y hago un poco de trabajo nuevo. A veces hay alguna ligera adición o supresión, pero esta revisión casi nunca produce un cambio de las ideas, sino de la manera de expresarlas, y termina en una copia en limpio. Después de esto hago algo de trabajo nuevo, y otra vez lo dejo para el día siguiente. Siempre hay una buena cantidad de cambios del orden de los párrafos antes de terminar un capítulo. A veces un párrafo del final está mejor al principio, alguna idea está interrumpida por otra, necesaria pero fuera de sitio, que se cuela antes de que estuviera terminada la primera. El tiempo, representado por el pensamiento secuencial, está prácticamente ausente. Pero de una cosa estoy segura: el trabajo duro, la parte difícil, es poner por escrito el flujo de ideas original. Es un esfuerzo que se esquiva cuando uno no se encuentra en condiciones, porque requiere una gran concentración. La fase posterior a este trabajo preliminar, la elección de palabras que expresen el significado lo mejor posible, los cambios de estilo para hacerlo lo más sencillo posible, la ordenación de las frases y los párrafos de la mejor manera, y la división en capítulos, todo eso, comparado con el esfuerzo de esa concentración inicial, es una tarea tranquila y agradable y, naturalmente, es un proceso de pensamiento razonado. El esfuerzo subyace en el proceso de pensamiento intuitivo que trae las ideas originales.

     Insistir en la importancia del pensamiento intuitivo no es intentar desacreditar al pensamiento razonado. Ni siquiera existe la posibilidad de hacer tal cosa, pues su importancia y utilidad en la tierra son evidentes. Es la base más sólida del pensamiento humano en la tierra, y está concebido para que lo sea, pues se basa en la Mente Consciente. Es la aportación de la Mente Consciente a esta búsqueda. Pero lo que no se ha reconocido del todo, es que sin la facultad superior del pensamiento intuitivo que viene del Mundo del Pensamiento, esta búsqueda de conocimiento no avanzaría.

     Es urgente que se reconozca y se valore la individualidad de estos dos canales de comunicación independientes con el Mundo del Pensamiento:

Tal reconocimiento tiene que aumentar la fuerza y el uso del pensamiento intuitivo. Incluso ahora, durante el registro que se hace al dormir (la unión del pensamiento razonado con el pensamiento intuitivo), si dos Mentes Conscientes cuyas Mentes Supraconscientes son adultas están afinadas en el mismo tono, puede haber intercambio de ideas entre ellas, y la receptora, aunque esté inconsciente del origen, recordará la idea después de despertar, aunque las dos personalidades nunca se encuentren físicamente.

     Puede que aún no sea la hora de un reconocimiento generalizado y científico de la enormes posibilidades del pensamiento intuitivo, como segundo canal independiente del pensamiento razonado. Tal vez este extenso campo de conocimiento tenga que esperar a una futura civilización oriental. Pues en Oriente el pensamiento que tiene su fuente fuera de los límites del razonamiento, es aceptado sin burlas ni dudas. Si ha de ser así, es comprensible que en la actualidad tenga que ser ignorado.

     Sé poco de las investigaciones científicas sobre la mediumnidad tal como se la entiende normalmente. Tengo aversión personal a este procedimiento, pero reconozco que puede ser un enfoque auténtico. La traducción tendrá, por fuerza, los colores que le preste la comprensión del médium, pero esta limitación es común a todas las modalidades del Arte de Rememorar. Que el fraude haya oscurecido a veces estas prácticas, no hace más que demostrar su origen humano, pero seguro que la búsqueda de la manera de liberar a este poder de la influencia personal, en beneficio de la aproximación al conocimiento, conquistará la simpatía de los hombres de ciencia.

     En cualquier caso los hallazgos de la ciencia no son suficientes por sí mismos para el progreso global de la humanidad, porque no tienden un puente sobre el abismo que hay entre el conocimiento y la vida. Ha habido tal oleada de descubrimientos científicos en este siglo que los demás aspectos de la verdad se han quedado en jaque. Con todo antes de que esta marea del Camino de la Verdad retroceda para dar paso a una de la Belleza o del Servicio, seguramente, hay una necesidad urgente de un reflejo del Plano de la Evolución de la Mente. Una filosofía que, en su búsqueda de valores definitivos en relación con el pensamiento humano, pueda integrar nuestro actual conocimiento del universo y reconocer la existencia del Mundo del Pensamiento. Tal reconocimiento es esencial si se ha de encontrar un sistema de conducta aceptable para la época actual. La pregunta es: ¿Antes de que esto se haga, tendrá que desaparecer nuestra civilización en el caos?


La Enseñanza Resumen, Contenido: El Canal Introducción, Parte 1 Parte 2 Parte 3 Resumen, Capítulo 1 Capítulo 2 Capítulo 3 Capítulo 4 Capítulo 5 Capítulo 6 Capítulo 7 Capítulo 8 Capítulo 9 Capítulo 10 Apéndice, Parte 1 Parte 2 Parte 3 Parte 4 Parte 5 Conclusión


Capítulo 8

Capítulo 10

Resumen, Conten...